“Taselli (Sergio) es un nene de pecho al lado de Vetorial”, dijo el senador Miguel López Perito al referirse en la sesión de la fecha a quien fuera el mayor accionista del grupo empresarial argentino Cerro Lorito y a la actual empresa arrendataria que administra Aceros Paraguayos S.A. (Acepar). El legislador significó que el tema que envuelve a la fábrica de acero es muy preocupante porque Vetorial hoy está incumpliendo un contrato firmado por el Procurador General de la República en representación del gobierno, al no invertir lo que se comprometió.

Se habla de una suma representada en 10 millones de dólares otorgado por el Estado paraguayo, que debían ser invertidos en la fábrica y que no tuvo contrapartida de la empresa que solo cumplió con el pasivo laboral y no puso un solo guaraní, según las explicaciones del Senador.

Esto se refleja –añadió- en que la producción de Acepar tenía que apuntar a diez mil toneladas mensuales y hoy no está produciendo, ni alcanza 4 mil toneladas al mes porque están carentes de insumos y  aumentó la peligrosidad del trabajo que realizan los empleados a diario.

A esto se suma, denunció López Perito, el hostigamiento y la persecución a los trabajadores por reclamar sus derechos.

“Este es un bien nuestro legítimo por eso dudo cuando se dice que hoy no se roba como antes -creo que el propio presidente había mencionado eso- y efectivamente, por lo menos me consta que en algunos lados y Acepar es un caso, hoy se está robando más de lo que se robaba antes”, significó el legislador.

Mencionó que la Comisión de Derechos Humanos del Senado tiene planeado hacer una audiencia sobre este tema en los primeros días del mes de noviembre y sobre este punto solicitó la implicación de otras comisiones, sobre todo las que trabajan temas como  acuerdos en materia de energía y otras. Pidió que se involucren para dar solución al tema que considera como muy delicado ya que no solamente los derechos laborales de los trabajadores están siendo vulnerados, sino todo lo relacionado a sus derechos humanos.

Sergio Taselli, fue denunciado ante la Fiscalía General del Estado como el principal responsable del vaciamiento de Acepar, mientras que la empresa brasileña Vetorial S.A. actual arrendataria de la fábrica, fue denunciada por incumplimiento de los derechos adquiridos de los obreros, despidos injustificados y trabajo insalubre, entre otras irregularidades.